Consideraciones para la implantación de la red social corporativa

20 consideraciones para la implantación exitosa de una red social corporativa

Usamos redes sociales como herramienta de comunicación, para potenciar el trabajo en equipo y aprender de la inteligencia colectiva

Usamos redes sociales para potenciar el trabajo en equipo y aprender de la inteligencia colectiva

Un proyecto de implantación de tecnologías sociales de alcance corporativo requiere de un esfuerzo sostenido de transformación organizativa, que con decidido apoyo directivo, y participación estelar de Recursos Humanos, habría de reportar a largo plazo un visible impacto sobre la cultura empresarial, supondría la construcción de una nueva arquitectura organizativa, y traería consigo la mejora del perfil competitivo de una empresa, ahora inmersa en los procelosos e inciertos escenarios que promete la Economía del Conocimiento. Veamos cuales son las premisas a considerar para el desarrollo exitoso de este proyecto:
  1. Definir los objetivos de negocios que se esperan lograr con el desarrollo del proyecto de implantación de tecnologías sociales, y establecer los elementos relevantes para garantizar un buen y oportuno alineamiento estratégico.
  2. Definir el alcance del proyecto, incluyendo la caracterización de su ámbito de aplicación, los objetivos funcionales a lograr, y los recursos a invertir.
  3. Identificar un proyecto piloto o “Quick Win”, que muestre resultados rápidos y convincentes al menor coste posible, para así ganar adeptos en favor del proyecto de transformación, tan fácilmente como sea posible.
  4. Identificar los procesos operacionales, funcionales y de negocios afectados y establecer los ajustes pertinentes, considerando en todo momento su correlación con la estructura organizativa actual, y su mayor o menor adecuación con los sistemas informáticos vigentes.
  5. Identificar y acordar, el apoyo y patrocinio de una instancia directiva de suficiente credibilidad e influencia, para promover e impulsar el desarrollo del proyecto de transformación durante su ciclo de vida.
  6. Definir la nueva estructura organizativa, e identificar los roles a incorporar, como resultado del proyecto de implantación de tecnologías sociales en el ámbito empresarial.
  7. Establecer el proyecto de gestión de cambio, que aplicando planes de formación a la medida, desarrollando una sistemática estrategia comunicacional, e identificando tempranamente a los agentes de cambio, logre minimizar la resistencia de las personas, contra el proceso de transformación, y ganar tempranamente, nuevos y entusiastas adeptos en favor del proyecto.
  8. Seleccionar las herramientas tecnológicas a ser aplicadas durante la fase de implantación de la red social empresarial, considerando las prestaciones de la plataforma tecnológica para escalar en número de usuarios, su integración con el portafolio corporativo de aplicaciones tenológicas, sus costes de gestión y mantenimiento, su facilidad de uso, y su versatilidad para permitir su fácil acceso desde múltiples dispositivos.
  9. Definir los flujos esperados de conversaciones, identificar las dinámicas deseables de interacción, y caracterizar las posibilidades de conformación de grupos y equipos heterogéneos derivados del uso entusiasta, productivo y masivo de las tecnologías sociales.
  10. Definir los indicadores de gestión y de influencia en red basados en la utilización productiva de la red social corporativa.
  11. Establecer las políticas, normas y procedimientos para garantizar el uso de las tecnologías sociales, con apego a los objetivos operacionales, funcionales y de negocios de la empresa.
  12. Definir las competencias digitales y las capacidades a desarrollar para garantizar el uso productivo y masivo de las tecnologías sociales en el ámbito empresarial.
  13. Incorporar el uso frecuente, productivo e influyente de la plataforma tecnológica social, como criterio valido para las evaluaciones de desempeño y por competencias.
  14. Establecer pautas para el uso productivo de las redes sociales como herramienta básica para el desarrollo de proyectos de sesgo innovador, en ambientes colaborativos de trabajo, que pueden estar conformados por personas geográficamente dispersas.
  15. Para minimizar los riesgos, y aprender de las lecciones derivadas de experiencias previas, es altamente recomendable contratar los servicios de empresas consultoras especializadas en el desarrollo e implantación de tecnologías sociales en el ámbito empresarial.
  16. Como parte de la transición a una nueva arquitectura organizativa, el proyecto de transformación ha de motivar la evolución de una arquitectura organizativa rígida, de estructura jerárquica, basada en relaciones de mando y control; a otra más flexible y ágil que promueva dinámicas de liderazgo descentralizado y distribuido, bajo una estructura, que sin obviar la necesaria división funcional tienda a conformarse en red, y promueva además, relaciones profesionales basadas en la confianza y respeto, recíprocos.
  17. Definir el proyecto considerando las lecciones aprendidas expuestas en casos de éxito que ya son del dominio publico.
  18. Desarrollar el proyecto, con metas concretas y mensurables para cada fase de ejecución, incluyendo la ejecución presupuestaria respectiva, y asignando a los responsables de liderarlo y gestionarlo, durante las distintas etapas de su ciclo de vida.
  19. Evaluar los resultados derivados de las implantaciones iniciales, y hacer ajustes oportunos, cuando resulte recomendable y pertinente.
  20. Establecer, comunicar y difundir los usos útiles y productivos de las tecnologías sociales, por área funcional, por proyecto, para profesionales en niveles de dirección, en ecosistemas de innovación, como herramienta de formación de personas, en la gestión de procesos de cambio, y como medio de comunicación empresarial, para garantizar el uso y la aceptación masiva de las tecnologías de corte social aplicadas al ámbito empresarial.
Es absolutamente evidente que un proyecto de semejante envergadura, y de tan mayúsculo impacto en la cultura empresarial y en la arquitectura organizativa, no ha de ser de la responsabilidad única y exclusiva de una instancia funcional como la de Marketing, Tecnología o Recursos Humanos, ni ha de ser enteramente asignado a la empresa consultora del momento.

Fuente: Arquitecturas organizativas basadas en tecnologías sociales requieren una nueva función de RRHH


2 recursos del HR Toolbox

Enfoques formativos basados en tecnologías sociales

7 iniciativas que RRHH debería desarrollar para implantar enfoques formativos basados en tecnologías sociales

Tecnologías para potenciar la gestión estratégica del talento

Un espacio de reflexión para caracterizar el rol de las tecnologías sociales en la construcción de las prácticas de gestión estratégica del talento


3 Citas personales aleatorias

“Gracias al análisis de ingentes volúmenes de datos, Google puede estimar con la mayor disponibilidad posible de evidencias analíticas, quien pudiese ser el mejor candidato para cubrir una vacante en la empresa”

El mejor candidato a contratar según el criterio analítico de Google

“Relevante a la felicidad en la empresa, es la percepción del colaborador de que efectivamente tendrá oportunidades de desarrollarse profesionalmente en áreas donde podrá expresar la pasión de hacer lo que más le gusta, mientras genera el mayor valor de negocios posible a la empresa“

Percepción del colaborador que es feliz en la empresa

“Aun persiste la creencia de que la innovación solo puede acontecer al interior de la empresa, como resultado de la inspiración, genialidad y persistencia de unas pocas mentes privilegiadas trabajando en solitario, y bajo el más profundo secretismo, en su afán de desafiar el orden establecido“

La innovación ha de trascender los limites de la empresa

Ver 33 citas personales en orden aleatorioVer todas las citas personales


Anuncios